Homenaje a Julio Roca Rivarola

El 28 de noviembre del 2001 falleció en Buenos Aires el Dr. Julio G Rocca Rivarola. Destacado médico cirujano de niños quien presidió la Asociación Argentina de Cirugía Infantil. Tenía una extraordinaria vocación por la medicina y dedicó muchos años de su actividad profesional a la sala 10 del Hospital de Niños. Se casó con Inés Vidal y tuvo tres hijos Inés, Julio y Manuel.

Allá por los años ‘70 fue llevado al sur por su hermano Joaquín (quien fuera Presidente del Club de Pescadores de Buenos Aires y socio fundador de nuestra Asociación). Fue de la mano de su hermano que conoció Junín de los Andes; y la que sería su segunda casa durante las vacaciones: la Hostería Chimehuin, comandada en aquellos tiempos por Doña Elena y el muy recordado turco José Julián. De esa forma Julio Rocca Rivarola se acercó a la pesca con mosca, la que rápidamente logró atrapar su espíritu de inquieto investigador.

Siguieron años de grandes excursiones de pesca en las que fue cultivando amistades, “Bebe” y Carola Anchorena, el “Gallego” Eliseo Fernández, Jorge Donovan, Charles Radziwill, los hermanos Sacconi, Horacio y Morena Quirno Lavalle, Guido y Mercedes Matarazo, Pedro y Elena Guisasola y tantos otros. Julio era para esas épocas un fanático mosquero que disfrutaba de los encuentros en la boca del río Chimehuin, el Malleo, en la boca del Curruhe.

En ese entorno se fue forjando un grupo de pescadores con algo en común: su pasión por la pesca y la preservación de la misma, y fue en 1974 cuando fundaron nuestra Asociación Argentina de Pesca con Mosca. Julio formó parte de ese grupo de pescadores que fueron la avanzada de la Asociación que hoy conocemos, entidad que luego presidió exitosamente durante varios años.

Cuando conocimos la noticia de su fallecimiento nos conectamos con sus familiares y se acercaron a la sede social para conversar y evocarlo, su hijo Julio nos deleitó con una cálida charla donde recordamos gran parte de nuestra historia.

En esa oportunidad tuvimos acceso a los “papeles de trabajo” de Julio (padre) como presidente de la AAPM. Son una larga lista de manuscritos y cartas escritas por él frente la máquina de escribir que tratan muy diversos temas como concursos de atado, clínicas de casting, encuentros entre mosqueros, situación financiera de la AAPM, muchas notas de conservación y control, formación de subcomisiones para ocuparse de estos y otros temas.
Julio Rocca Rivarola, fue un pescador dedicado y constante, no es recordado por sus capturas récord, pero fue un Presidente muy ejecutivo y práctico que supo mantener la administración de la AAPM en funcionamiento y coordinar ejecutivamente el trabajo de muchos otros socios, incluso en momentos de dificultades.

Hoy gracias a la huella que él y otros pescadores nos dejaron, logramos en estos difíciles días continuar y transmitir la esencia de la pesca con mosca a través de nuestra querida Asociación. Por todo ello es que queremos despedirlo desde el Boletín Mosquero reafirmando nuestra pasión y compromiso con la pesca con mosca y la conservación.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *