facebook eigene kryptowährung mastercard cryptocurrency kryptowährung rechenleistung babb cryptocurrency cryptocurrency programming kryptowährung comdirect

Zorritas

Por Fernando Uhía

Primer día de abril, 2005. Bajate acá y pescá hacia la costa recorriendo unos cuarenta metros, después seguimos.
Acá… es un lomo en el medio del Limay donde me bajo confiado de la balsa como me han dicho, con el agua por encima de las rodillas, y tira bastante, me afirmo como puedo. Para algo sirven ahora mis 95 kilos. El lomo se transformará 80 m aguas abajo en una isla, y allí me espera Tito Barone con su balsa mientras pesco hacia la orilla profunda como me ha indicado. El viento de arriba no es muy fuerte y casteando cruzado puedo colocar la mosca cerca de la orilla y hacerla derivar correctamente por el pozo, eso creo al menos. Es un tiro largo, de más de 30 metros, metido en el agua que fluye velozmente hacia el pozo y pisando piedras bocha que se mueven bajo los pies. En el tercer o cuarto cast tengo una tomada franca y la clavo con firmeza. La trucha se resiste un buen rato, y apuro la pelea para poder liberarla en la mejor condición. Minutos después Tito, que se ha acercado con un copo, me ayuda a levantarla y devolverla después de un par de fotos, no hay tiempo de medirla o pesarla para no dañarla innecesariamente. Una muy buena marrón hembra, de cerca de 4 kg., muy bien desarrollada y próxima al desove. Estoy muy satisfecho, y Tito también. La tarde está hecha.
Pero sigo pescando el pozo, queda la mayor parte. No he cambiado la mosca, una zorrita verde con cabeza muddler. Pocos tiros después otra trucha la ataca, por la resistencia que hace me doy cuenta de que también es un pescado importante y como puedo lo acerco con cuidado, la correntada está en su favor y varias veces vuelve a ganar la distancia que tanto me ha costado reducir. Más allá el pozo profundiza y se acelera, si logra alejarse no podré seguirlo y deberé cortar o arrojarme a la corriente, lo que está bien sólo para las películas. Tito ya está a mi lado con el copo, y entonces el pez salta a unos 15 metros de nuestra posición. Asusta verlo. Es un macho muy grande, de 6 kg. o más, muy saludable y colorido que nos deja con la boca abierta, qué buen pescado y ojalá no lo pierda, por suerte la mosca está bien clavada y poco después ingresa al copo, le hacemos unas fotos y lo soltamos para que vaya a ocuparse con sus tareas de reproducción. Es la mejor trucha que haya pescado en este río, estoy realmente muy contento y agradecido.
Una tarde extraordinaria en el Limay superior, y un nuevo éxito de la Zorrita.

La zorrita es un muy buen streamer, atado en el estilo Hi-Ti, que uso con confianza desde hace varios años. Comencé a atarla buscando un diseño con una silueta más importante que la matuka, y evitando el cuero de las rabbit que se vuelve tan pesado al cargarse de agua y además mantiene humedad y oxida los anzuelos inutilizando la mosca. Por otra parte, el poner sucesivos mechones sobre el lomo permite al atador graduar el largo y grosor de las porciones que finalmente componen el ala, lo que no se puede hacer con las matukas ni con las rabbit. La Hi-Ti es una antigua mosca de mar, usada para pescar tarpon, que se ata en su diseño original con cola de ciervo. Parece una larga y fina brocha. La cola de zorro (o mejor de zorra) tiene pelos mas finos y blandos, y permite atar moscas más pequeñas y mejor adecuadas a la pesca de truchas.
Las ato en tamaños 6 y 4, en colores natural y oliva, con cabeza muddler o con ojos grandes de mylar. La versión en natural y con cuerpo de mylar plateado es una buena imitación de puyen.

El material

La cola de zorra a usar es la de zorra gris, y se consigue fácilmente por pocos pesos en peleterías que las descartan (las de poca calidad, lo que no importa porque lo que nos interesa es el pelo) por carecer de mayor valor comercial, no así las de zorra colorada con las que confeccionan boas con las que las damas se abrigan en invierno. Hay que tratar de elegir las que tienen el pelo más ondulado, lo que permite lograr volumen con menos material y una mosca de poca sección y más fácil de lanzar.
Se usa el pelo de guarda atándolo en sucesivos mechones, pero recomiendo conservar el subpelo que es muy fino y ondulado y con el que se puede hacer un buen dubbing, con o sin el agregado de materiales que le aporten brillo como el Lite-Brite. Un dato irrelevante y a la vez interesante es que se puede atar esta mosca utilizando un solo material además del hilo, el pelo de guarda para la cola y el ala, y el dubbing para hacer el cuerpo.
Las colas pueden teñirse de distintos colores y en las peleterías del centro podemos ver un muestrario. Hasta ahora solo he utilizado colas natural, oliva y negro, me quedan por probar azules, violetas y otros.
El subpelo es muy atractivo para las polillas –maldito bicho- por lo que es recomendable guardar las colas en bolsas herméticas y con naftalina o algo similar.

El atado

Es muy sencilla de atar, con materiales fáciles de conseguir. Prefiero anzuelos de streamer en tamaño 4 ó 6, 6 ó 4xL (como por ejemplo Mustad 79580, o Tiemco 300 y 5963), con algo de lastre, sobretodo si llevará cabeza muddler para compensar la flotabilidad del pelo de ciervo.
Conviene comenzar por un loop de nylon .50, para evitar el fouling; se atará luego la cola, usando un mechón no muy grueso y no mas largo que la pata. Sobre la cola van 4 fibras de material brillante como Flashabou, CristalFlash o algún holográfico. Después el primer tramo del cuerpo -son tres- y la primera de tres secciones del ala, cuidando que no supere el largo de la cola y que las tres secciones del ala tengan el mismo largo. Debe cuidarse el volumen total del ala, es mejor una zorrita rala que una excesivamente cargada porque los pelos se apelmazan y no ondulan dando la sensación de cosa viva. Bebe Anchorena nos hablaría de una mosca poco vestida, traduciendo sparse dressed.
El cuerpo se forma con dubbing, lana, chenille, etc. Una buena variante procurando imitar puyenes es usar lana blanca y encima cinta de mylar plateado.
La cabeza puede ser una normal de streamer, triangular y del largo del ojo, o una cabeza muddler bien recortada para que no flote mucho. Y también una cabeza epoxi, cubriendo ojos grandes de mylar. El epoxi es algo pesado, por lo que no es necesario lastrar el cuerpo.

PS: la zorrita también se puede atar usando colas de zorro. Es una cuestión de preferencia personal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *